Caracterización de los tipos tecnológicos

La tecnología la podríamos clasificar en tres tipos:

Básicas. Son las utilizadas intensivamente por la empresa, pero están al alcance de cualquier competidor.

Claves. Son las que, en un momento dado, ejercen el mayor impacto; constituyen la fuerza conductora de la competencia y la fortaleza que las distintas empresas en relación con ellas se refleja en sus posiciones competitivas.

Emergentes. Son las que se encuentran en etapa de desarrollo y que, por el momento no cuentan con aplicaciones concretas. Sin embargo, en el futuro, podrían tener un impacto potencial importante y algunas podrían pasar a ser tecnologías clave.

Fuente: Apuntes de Operaciones II de la FCA de la UNAM

Publicado en Operaciones

Suscríbete:

who's online