Colocación y detalles constructivos de tragaluces

Fase uno

Vaciado y colado del anillo de cimentación.

Barras de acero de refuerzo colocadas en forma continua son embebidas en el anillo de cimentación. Estas barras o clavijas de fijación conectan de forma segura el domo a la cimentación.

Fase dos

Unir, sujetar e inflar la membrana del domo.

La membrana es unida y sujetada al anillo de cimentación, e inflada utilizando un par de ventiladores, cada uno conectado a una fuente de poder independiente. Una esclusa neumática permite el libre acceso al interior. La membrana del domo es delgada y muy resistente, y se convierte en la cubierta exterior del mismo cuando la construcción se concluye.

Fase tres

Aplicación de la espuma de poliuretano.

La espuma de poliuretano se aplica rociándola desde el interior con el objetivo de endurecer la membrana y así obtener una superficie segura en la cual la barra reforzada será adherida. De esta forma la espuma fortalece y crea una aislamiento estupendo a la capa final de la estructura.

Fase cuatro

Concreto reforzado u hormigón.

Posterior a la aplicación de la espuma de poliuretano, y una vez que ésta ha endurecido, un armazón de barras de refuerzo es colocado y sujetado a la superficie interior de la espuma. Este funcionará como el esqueleto al cual el concreto será aplicado. La aplicación del concreto de alta resistencia (shotcrete) al armazón de barras de refuerzo representa la fase final en la construcción del domo.

Dicho armazón es totalmente envuelto por el concreto (shotcrete), creando una fuerte estructura resistente al fuego y muy eficiente en el consumo y ahorro de energía. Y gracias a la versatilidad del domo, éste puede ser utilizado para numerosas aplicaciones.

Publicado en Materiales y procedimientos de la construcción

Suscríbete:

who's online