Estrategia de diversificación no relacionada

Ésta consiste en diversificarse en donde sea, siempre y cuando se obtenga una utilidad. Para ello, se pueden considerar los tres tipos de organizaciones que se pudieran adquirir, estos se presentan:

1. Cuando existan organizaciones que no se valoren.
2. Cuando existan organizaciones con problemas financieros.
3. Cuando existan perspectivas de crecimiento y carecen de capital.

Por lo general, para aplicar esta estrategia se adquieren organizaciones que no tengan un buen desarrollo y se instrumentan técnicas administrativas que las optimizan y procuran el crecimiento de ellas.

Fuente: Apuntes de Planeación teoría y estragia dela FCA de la UNAM

Publicado en Planeación estratégica

Suscríbete:

who's online