Evaluación de la prueba de solicitudes

La prueba de solicitudes es bastante fácil de ejecutar, y las condiciones en las cuales el lector responde al anuncio son comparables a aquellas en las cuales el lector estará expuesto normalmente al anuncio.

Sin embargo, requiere la colocación real de los anuncios, de los medios y, en consecuencia, puede ser algo costoso y requiere una consideraba cantidad de tiempo.

A menos que pueda emplearse el método de tiraje dividido es muy difícil controlar o tener en cuenta el margen de las variaciones que pueden influir en las respuestas a los anuncios que se están comprobando.

La critica principal de esta prueba es en lo concerniente a su validez básica.

Por lo general se concede que la prueba es bastante válida cuando se comprueban anuncios que tienen como meta conseguir resultados específicos inmediatos, tales como los anuncios de órdenes por correo que si venden, gracias al anuncio.

Sin embargo, cuando el propósito del anuncio es de naturaleza indirecta, para conseguir resultados en ventas durante un periodo de tiempo, para estimular la demanda primaria para el producto, o para formar el prestigio de la marca, existe una diferencia considerable de opiniones respecto a si las solicitudes en verdad miden la eficiencia del anuncio para lograr su propósito, o sólo miden la capacidad de éste para obtener solicitudes.

Publicado en Publicidad

Suscríbete:

who's online