Introducción a las normas y normalización

La vida civilizada implica una serie de reglamentaciones, costumbres, y leyes que nos permiten vivir en comunidad, con un comportamiento honesto y de respeto hacia nuestros semejantes, y facilitan el orden, la eficiencia y las interrelaciones.

Algunos ejemplos son: la hora oficial, la circulación de los vehículos por la derecha, el comportamiento comercial, los sistemas monetarios de cada país, etcétera.

Al conjunto de este tipo de reglamentaciones se le puede llamar, en cierta forma, normalización. Sin embargo, lo que en particular nos interesa es la normalización de productos y procesos en la industria.

Básicamente, la normalización es comunicación, -entre productor, consumidor o usuario– basada en términos técnicos, definiciones, símbolos, métodos de prueba y procedimientos.

Es, además, una disciplina que se basa en ciertos resultados -adquirido medio de la ciencia, la técnica y la experiencia- y fruto de un balance técnico económico del momento.

La normalización técnica fue considerada, hasta hace algunos años, como efecto de la industrialización y el desarrollo. En la actualidad se dice que es la -causa o elemento motor en que se apoyan la industrialización y el desarrollo económico. En síntesis, es una actividad primordial en la evolución económica de cualquier país.

Fuente: Apuntes de Metrología de la UNIDEG

Publicado en Metrología

Suscríbete:

who's online