La cartera tecnológica

La determinación de la cartera tecnológica persigue la elaboración de un diagnostico general de la situación de la empresa, en este campo.

Las tecnologías desarrolladas por la empresa, se sitúan en una matriz, cuyas dimensiones reflejan criterios especiales para la evaluación de los activos desde una perspectiva estratégica, estos podrían ser:

Impacto competitivo y
Posición en el ciclo de vida.

Al ubicar las tecnologías de la empresa en esta matriz se posibilita la evaluación de los activos tecnológicos.

También puede ser analizada en relación a sus productos y proyectos. De esta forma, es posible determinar en cuales son empleadas las tecnologías existentes, e identificar aquellas compartidas o particulares para cada conjunto de unos u otros.

Se consideran dos posibles orientaciones en el movimiento estratégico de la firma:

Estrategia orientada al producto o mercados.
Estrategia basada en la tecnología.

Fuente: Apuntes de Operaciones II de la FCA de la UNAM

Publicado en Operaciones

Suscríbete:

who's online