Componentes de la organización social del trabajo

Contenido: Introducción. Individuales. Factores ambientales. Factores económicos. Sistema político. Factores sociales.

Objetivo: Al finalizar la competencia describirá los fundamentos teóricos de los componentes de la organización social del trabajo, sin error.

Introducción

Una organización es un conjunto de personas que suman sus esfuerzos coordinados para el logro de un bien común. Las organizaciones se refieren propiamente a las empresas, tanto públicas como privadas. Procuran la eficiencia. Los problemas que de ello derivan se les conocen como externalidades.

Las organizaciones son benéficas por las siguientes razones:

1. Generan empleo.
2. Generan concurrencia.
3. Mejoran la calidad de los productos.
4. Promueven el progreso.
5. Generan satisfactores.
6. Generan concadenamientos industriales.
7. Generan sinergias empresariales.
8. Causan derrama económica.
9. Contribuyen pagando impuestos.
10. Califican el trabajo.
11. Pagan asistencia social.
12. Pagan previsión social.
13. Pagan seguridad social.
14. Causan la innovación y el progreso.

A continuación se presentan los diferentes factores que influyen en la forma como se presenta la organización social del trabajo en cualquier sociedad moderna.

Individuales

Estos se refieren a la serie de elementos que están presentes de manera individual en los sujetos y que determinan en gran medida la manera como se insertan en la organización social del trabajo. Por ejemplo, “Relación con los medios de Producción” se refiere a la diferencia que existe entre los individuos que tienen que vender su fuerza de trabajo para sobrevivir y los individuos que la compran, es decir si son dueños o no de los medios de producción.

Factores ambientales

Los constituyen todos los factores del medio ambiente natural que determinan los tipos de recursos naturales con que cuenta una sociedad para el desempeño de ciertas actividades productivas.

Factores económicos

El elemento relacionado al “modo de producción” se refiere a la forma como los individuos producen en sociedad, lo cual se concibe teóricamente como cinco modos de producción: comunidad primitiva, esclavismo, feudalismo, capitalismo y socialismo.

En cuanto al elemento “Modelo Económico” se refiere a la política económica adoptada por el gobierno y que necesariamente influye en la organización social del trabajo; un ejemplo de modelo es el actualmente multicitado “Modelo Neoliberal”.

Finalmente, el avance tecnológico constituye un factor que no sólo ha transformado drásticamente la ejecución de los procesos de trabajo, sino que ha transformado a la sociedad en su conjunto.

Sistema político

Se refiere a la forma como el Estado ejerce su autoridad sobre la sociedad, por ejemplo, el tipo de gobierno puede ser a través de una Dictadura o bien un gobierno Democrático. Asimismo, las leyes se encargan de regular las relaciones entre los individuos, por ejemplo: la legislación laboral.

Factores sociales

Si bien existen incontables factores sociales que están presentes en la organización social del trabajo, aquí sólo destacaremos dos:

- Clases sociales: se definen a partir de lo señalado en el primer componente, es decir, si los individuos son o no dueños de los medios de producción, donde la condición de uno y otro los hace diferentes pero complementarios entre sí.

Cultura como componente clave en la organización del trabajo

- Cultura: si partimos de la definición de que “cultura es todo lo que se aprende” entonces las particularidades de qué aprendemos, cómo lo aplicamos, en qué condiciones y qué pensamos acerca de lo que hacemos, responden necesariamente a una cultura colectiva que se manifiesta de manera individual.

Así, la relación hombre-trabajo se da en el contexto de una organización social que condiciona los caminos a seguir en las relaciones laborales, dependiendo del desarrollo social.

Fuentes: Colegio de Bachilleres y eumed.net