Respuesta sexual masculina

Se entiende por respuesta sexual la serie de cambios que aparecen en el organismo cuando el individuo reacciona ante una estimulación sexual eficaz. Lo característico del ser humano es que la gama de estímulos posibles es extraordinariamente variada pueden ser táctiles, visuales, auditivos o sólo de tipo emocional. La respuesta sexual no fue estudiada de forma rigurosa hasta 1954. En ese año, William H. Masters y Virginia E. Johnson iniciaron una investigación que duró más de una década.

Los resultados fueron publicados en 1966 en el libro que lleva precisamente el titulo de Respuesta sexual humana. Usaron técnicas sofisticadas para registrar el mayor número de variables posibles en una muestra de unas 700 personas de la población general.

Uno de los hallazgos más relevantes fue la constatación de que la respuesta sexual es la misma tanto si la estimulación es por coito, por masturbación o si se trata de un contacto de tipo homosexual. El organismo pone en marcha dos mecanismos cuando tiene lugar la excitación sexual: vasocongestión (afluencia de sangre básicamente en los órganos genitales) y contracción muscular.

Aunque el ciclo de respuesta sexual puede presentar muchas variantes de un individuo a otro y de una situación a otra, Masters y Johnson intentaron sistematizarlo, dividiéndolo en cuatro fases que ellos identificaron con los nombres de; excitación, meseta, orgasmo y resolución.

Publicado en Ciencias naturales y física