Estados físicos de las sustancias químicas

Las sustancias químicas se pueden encontrar en diferentes estados físicos, y en cada estado físico tienen diferentes presentaciones. Estas presentaciones son muy importantes, pues de ellas depende la vía de entrada del tóxico al organismo. Las principales formas que adoptan las sustancias son:

1. Sólidos. La principal presentación de los sólidos son los polvos. Se define al polvo como las partículas microscópicas de 0.1 a 25 micras de diámetro, resultado de la pulverización de un sólido. La principal vía de entrada es la respiratoria, pero también hay algunos polvos que se absorben por mu-cosas y por piel. En otras partes del cuerpo, si bien no se absorben, pueden comportarse corno cuerpos extraños (por ejemplo, en el ojo). Otra forma de presentación de los polvos son las emanaciones. Una emanación es un sólido de diámetro menor a 0.5 micras que generalme nte proviene de procesos de soldadura, fundición u oxicorte. La principal vía de entrada de las emanaciones es la vía respiratoria.

2. Líquidos. Una forma de presentación de los líquidos es la neblina. Las neblinas son micropartículas líquidas que resultan de la atomización o pulverización del líquido para formar gotas de tamaño variable, pero casi siempre microscópicas, que podemos observar cuando se juntan en grandes cantidades. Las neblinas pueden absorberse por vía respiratoria, digestiva o cutánea principalmente, pero también por las mucosa s.

3. Gases. El estado gaseoso es el resultado de una expansión de las moléculas de un elemento químico o compuesto. Las presentaciones del estado gaseoso son: gases propiamente dichos, vapores que es la forma gaseosa de cuyo estado original es líquido o sólido, y humos que son el resultado de la combustión incompleta de la materia orgánica, y que forma partículas menores de 0.1 micras de diámetro. La diferencia entre un gas y un vapor consiste en que el gas requiere simultánea mente de un aumento de presión con disminución de la temperatura para icuarse,l mientras que un vapor sólo requiere una de las dos condiciones, ya sea disminuir la temperatura o aumentar la presión para regresarlo al estado original.

4. Plasma atómico. Recientemente se ha definido un cuarto estado de la materia, al que se le denomina plasma atómico. En los estados clásicos de la materia los átomos de la corteza electrónica poseen una distancia mínima entre los núcleos. Pero existe un cuarto estado de la materia que se presenta cuando se produce una elevación creciente de la temperatura, y a partir de cierto nivel térmico, que es distinto para cada sustancia, los átomos empiezan a disociarse, esto es, a aumentar la distancia que separa a los núcleos de los átomos de la corteza atómica de la sustancia. Cuando la sustancia se encuentra en este estado, se le denomina plasma atómico. Si este plasma atómico lo sometemos a presiones muy elevadas se convierte en una mezcla de muy alta densidad, equivalente a un gas muy espeso. Esto se obtiene en reactores de confinamiento, y el plasma obtenido se utiliza sobre todo en la industria metalúrgica como antorcha térmica.

Fuente: Apuntes de Higiene y seguridad industrial de la Unideg.

Publicado en Higiene y seguridad industrial

Suscríbete:

who's online