Instalación conectada a la red de potencia superior a 5 kWp

La incorporación de instalaciones fotovoltaicas de media potencia, superior a 5 kWp, en edificios hoteles, oficinas, complejos deportivos, etc., suponen aportaciones significativas de electricidad en las horas punta, que en muchos casos coincide con la punta de demanda de esos mismos edificios.

A estas instalaciones le corresponde un precio de venta de electricidad de 0,22 €/kWh (36 pta/kWh).

Aunque por su tamaño se podría conseguir un precio total instalado inferior al de las instalaciones menores de 5 kWp, el menor valor de la prima hace que las rentabilidades disminuyan considerablemente.

Se pueden considerar tres tipos de instalaciones:

– Instalaciones entre 5 y 100 kWp, integradas y condicionadas por el diseño arquitectónico del edificio. Su coste de inversión se estima entre 7 y 8,5 € (1.250 y 1.400 pta) por W pico instalado. En el coste total del edificio, existirá un ahorro debido a la sustitución de elementos arquitectónicos convencionales por elementos fotovoltaicos integrados.

– Instalaciones de hasta 1 MWp, no integradas en edificios, cuyos módulos básicos pueden ser de 100 kWp. El coste de la instalación es de 601.012 € (100.000.000 de pta) por módulo.

– Instalaciones de mayor potencia, plantas de varios megavatios, cuyo módulo de diseño es de 1 MWp, y el coste por módulo, según este supuesto, de unos 4.808.097 € (800.000.000 pta).

Para el caso de una instalación no integrada, de 1 MWp de potencia con módulos básicos de 100 kWp, se consideran los siguientes supuestos:

Precio de la instalación de 6.010.121 € (1.000.000.000 ptas).
Prima de 0,18 €/kWh (30 ptas/kWh).
Producción anual de electricidad de 1.400.000 kWh.
Ingreso por venta de electricidad: 302.910 € (50.400.000 ptas) anuales.
Subvención del 30% sobre la inversión total.
– Aportación del promotor del 30% sobre la inversión total.
– Préstamo del 40% restante, con dos ejemplos: al 2% y al 7% de interés anual.
Coste de mantenimiento, cero.

En estas condiciones y para un interés del 2% anual; se observa que con un plazo de devolución de poco más de 9 años, la facturación anual de la electricidad producida equivale a la amortización anual de dicho préstamo.

El promotor, pasado el periodo de amortización del crédito, obtiene una renta de 302.910 € (50.400.000 pta) anuales, con una aportación propia de 180.303 € (30 millones de pesetas), en el mejor de los casos.

Calculo de anualidades para difereicar periodos de amrtización

Cuadro de rentabilidad para instalciones conectadas a red

Fuente: Guía técnica de aplicación para instalaciones de energías renovables del Gobierno de Canarias

Publicado en Instalaciones fotovoltaicas

Suscríbete:

who's online