Ley fundamental de la demanda

Decimos que demanda es la solicitación o requerimiento de bienes y servicios con respaldo de poder de compra. Sólo se considera demanda de un bien o servicio, si existe respaldo de poder de compra, de lo contrario es simplemente un deseo de querer comprar algo, pero no es demanda.

Por lo anterior, decimos que la Ley fundamental de la demanda establece una relación entre el precio y cantidad demandado de un bien o servicio, de tal manera que éstos varían en relación inversa. Es decir, que a medida que sube el precio de un bien o servicio, baja la cantidad demandada y, viceversa, al bajar el precio aumento la cantidad demandada. Esto se aplica para todos los bienes considerados normales.

Los factores que afectan la demanda son:

1. El precio de ese bien
2. El aumento o disminución de los ingresos del demandante
3. El aumento o disminución del precio de los demás bienes, ya sea de bienes sustitutos (como el té y el café) o de bienes complementarios (como carros y llantas)
4. El cambio en los gustos, modas y costumbres. Cualquiera de los factores anteriores tendrá un efecto sobre la demanda de un bien o servicio.

Fuente: Apuntes de Mercadotecnia y Publicidad de la Universidad de Londres

Publicado en Mercadotecnia y publicidad

Suscríbete:

who's online