Nación mexica en mesoamérica

La cultura mexica, fue la entrada en el Altiplano Central de las hordas chichimecas capitaneadas por su jefe de nombre Xólotl. Los chichimecas eran grupos nómadas con una cultura poco desarrollada. Vivían de la caza, no poseían campos de cultivo, ni casas donde asentarse, se vestían con pieles de animales. Sus armas eran la flecha y el arco. Xólotl y su gente se establecieron en un lugar cercano a Tizayuca que recibió el nombre de Xóloc y de allí pasaron a Tenayuca.

A los descendientes de Xólotl correspondió dar origen a lo que llegó a ser el importante señorío de Texcoco.

Los chichimecas comenzaron a asimilar elementos e instituciones culturales de los pueblos sedentarios de la región donde se establecían. Mientras los chichimecas se consolidaban como la nueva nación texcocana, paralelamente crecía el poder de los señoríos de Culhuacán, Xaltocán y Azcapotzalco.

A principios del siglo XIV d. C. el señorío de Azcapotzalco extiende su supremacía hacia las regiones de Tenayuca, Xaltocan, Coyoacán, Chalco, Amecameca y otro sitios más apartados.

Aztlán fue el sitio donde habitaban los mexicas antes de iniciar su marcha. Grandes fueron sus penalidades en ese lugar, por lo que le pedían a su protector, el dios Huitzilopochtli, que los ayudara, hasta que se compadeció de ellos. Su determinación fue que partieran de allí para establecerse en la tierra que les tenía destinada. En el pensamiento divino existía ya la ciudad que los mexicas habrían de edificar en medio de los lagos, en el corazón de Anáhuac.

Existen diferentes fuentes y versiones sobre la peregrinación y padecimientos que sufrieron los mexicas antes de fundar la ciudad de México-Tenochtitlan.

Los mexicas se establecieron algún tiempo en Chapultepec, posesión de Azcapotzalco, donde soportaron por veinte años los continuos enfrentamientos con este señorío.

Su estancia en Chapultepec concluyó de manera violenta. Continuaron su marcha hacia el sur, donde el señor de Culhuacán les dio asilo. La verdadera intención era enviarlos a la región pedregosa de Tizapán con el propósito de que las serpientes ponzoñosas, abundantes en esa región, acabaran, con ese pueblo. Sin embargo se cuenta, que los mexicas les dieron muerte.

Ya establecidos en México-Tenoch titian, tuvieron que subordinarse y reconocer su condición de tributarios del poderoso señorío de Azcapotzalco.

Los mexicas habían tenido una organización tribal; posteriormente formaron conjuntos de familias llamados calpullís o “clanes”; cada calpulli tenía sus propios jefes, los que a su vez respetaban y seguían las órdenes de los sacerdotes y caudillos.

Los toltecas, pueblo que ya conocían por el contacto que habían tenido con civilizaciones herederas de éstos, los inclinó a querer ligarse con su casta y cultura. Por este motivo, una vez establecidos en México-Tenochtitlan decidieron que su primer tlatoani fuera un noble culhuacano de descendencia tolteca, el señor Acamapichtli. Este hecho marcó el inicio de formas más complejas de organización.

De esta forma, los mexicas comenzaron a unirse en alianzas matrimoniales con mujeres nobles de Culhuacán, y nobles culhuacanos con jóvenes mexicas.

Núcleo de una verdadera clase social:

Clase Social

Características Generales

– Pipiltin o nobles – Recibían una mejor educación

– Ocupaban cargos en el gobierno

– Podían llegar a ser elegidos como tiatoanis

– Se encontraban los sacerdotes, jueces, comandantes del ejército, entre otros

– Tiamatinime o sabios – Eran los intelectuales

– Se dedicaban a estudiar la cultura y pensamiento de los toltecas y altas culturas

– Macehualtin o gente del pueblo – Formaba parte de los calpulli

– Poseían una determinada extensión de tierra comunal

– Se ocupaba de la agricultura

– Pagaban tributos

– Formaban parte de las fuerzas del ejército

– Pochtecas o comerciantes -Llegaron a tener gran poder y riquezas

– Se considera la clase social intermedia entre los pipiltin y macehualtin

– Mayenques – Trabajaban las tierras de los nobles
– Esclavos – Gente que apresaban de los pueblos sometidos.

– Los obligaban a servir a la nobleza

Tabla cronológica de los gobernantes mexicas:

El poderío alcanzado por los mexicas, así como la afluencia continua de riquezas, permitió un desarrollo favorable en la cultura y creaciones artísticas: templos, palacios, mercados, escuelas, cuarteles, recintos, etc.

Existían tres tipos de escuelas:

El Calmócac (casa de lágrimas) asistían los hijos de los nobles a instruirse en los deberes sacerdotales, del gobierno y de la guerra. Se les daba una instrucción intelectual: la ciencia de la época, lectura, escritura, adivinación, poesía e historia.
El Tepochcalli (casa de los jóvenes), donde los miembros del barrio aprendían las artes y oficios, así como el manejo de armas. Se inculcaba la obediencia a las normas religiosas y a las tradiciones.
El Cuicacalli (casa de canto), donde los jóvenes iban por las tardes a cantar y a danzar.

En la literatura náhuatl las dos formas básicas de expresión eran los cuícatl, cantos y poemas, y los tratolli, relatos y discursos.

Todo lo anterior nos da una visión general acerca de la vida y evolución cultural de este último periodo de civilización autónoma. Correspondió a los mexicas básicamente hacer frente a quienes posteriormente impondrían su cultura y dominio.