Programación hacia delante

La programación hacia delante también se denomina programación prospectiva y consiste en asignar las tareas o pedidos del cliente en los espacios de tiempo más cercano posible.

Se dice que en esta técnica de programación los clientes colocan su pedido para tenerlo lo más pronto posible.

Los tiempos de inicio y término de una orden son establecidos en función de la prioridad que siguen, insertándose en el espacio de tiempo disponible más próximo36.

Al iniciarse la orden y sus elementos que la componen en el tiempo más próximo, por lo general se terminan antes de la fecha establecida como límite, generando esto una acumulación de inventarios de un proceso o centro de trabajo a otro.

A pesar de esta pequeña desventaja, este tipo de planeación es sencilla y permite eliminar tiempos muertos u ociosos.

Es importante tener en cuenta que en este tipo de programación:

– Se empieza el programa tan pronto como se conocen lasnecesidades.
– Los trabajos se realizan bajo pedido del cliente.
– El programa puede cumplirse incluso si ello significa no cumplir la fecha de entrega.
– A menudo, provoca una acumulación de inventario de trabajo en curso.

Fuente: Apuntes de Operaciones de la FCA de la Unam

Publicado en Operaciones

Suscríbete:

who's online