Tipos y tendencias de sustratos y tintas

Las tintas son de consistencia pastosa y están compuestas por tres elementos esenciales: el vehículo, pigmento y aditivos.

El barniz es el vehículo que transporta el pigmento y lo fija sobre el papel; este barniz puede estar constituido por aceite de linaza cocido o por aceites y resinas sintéticas.

El vehículo actúa de manera que una parte forma una capa superficial que seca rápidamente y la otra muy flui da para permitir la penetración en los poros del papel.

Según la naturaleza de las resinas, éstas conferirán a la im presión propiedades diversas: brillo, dureza de la película seca, resistencia al frote, etc.

Otro constituyente de la tinta, también de vital importancia, es el pigmento, que le da color. El pigmento es prácticament e una dispersión de partículas sólidas pequeñísimas en un fluido capaz de contenerlas.

Los pigmentos se obtienen por síntesis, en forma de polvos finos y algunas ocasiones es necesario que presenten otras características, tales como solidez a la luz, resistencia al barniz, resistencia al plastificado, etc.

El proceso de secado de la tinta se puede entender como la transformación de un líquido en un sólido.

El secado de las tintas puede ser por: oxidación, esta es una reacción química entre el aceite y el oxígeno del aire, a consecuencia de la cual se produce un espesa miento y endurecimiento de la película depositada.

– Un aceite que seca por oxidación es capaz de secar sobre una superficie impermeable, como vidrio, plástico, celof án, poliéster, acetatos , metalizados, etc.

Aditivos que se agregan a la tinta.

Estos productos correctores a menudo son añadidos a la tinta por el impresor, ya que el fabricante desconoce muchas veces las condiciones particulares de aplicación y, por lo tanto, no puede ajustar las tintas a cada caso concreto.

Entre menos aditivos se agregan a la tinta, mejor será; sin embargo, a veces es necesario agregarle algo para mejorar el resultado de la impresión.

La tinta para offset viene formulada para tener determinadas características físicas o químico-físicas que le favorecen la transferibilidad, el control de emulsionamiento, la rapidez del secado, la fuerza de color y otras propiedades de la película seca como el grado de brillo y la resistencia a la abrasión.

Tipos y tendecias de sustratos y tintas

La presencia del agua en el proceso de impresión offset es el factor más importante que interviene en la elección de las materias primas a utilizarse en su formulación.

Características de las tintas

Tack. Es la propiedad de la tinta que expresa la resistencia que una película de tinta ofrece a romperse en sentido opuesto.

Transferencia: es la capacidad de la tinta para pasar de la mantilla al papel.

– La velocidad con que se realiza la impresión en las máquinas modernas origina problemas de transferencia de difícil solución.

La composición del papel también influye en la transferencia de la tinta, un papel poroso tiene un diferente comportamiento de un couché.

Viscosidad e intensidad. Ahora relacionemos la viscosidad con los principales factores que condicionan el trabajo de impresión.

La viscosidad se puede definir como la resistencia que oponen dos capas de un fluido a deslizarse entre sí. La viscosidad se mide con un viscosímetro, siendo el poise la unidad de medida.

En los medios gráficos se le suele llamar “tiro”. La viscosidad varía con la temperatura; a menor temperatura mayor viscosidad.

Dos tintas pueden tener la misma viscosidad pero distinto aspecto. Esta diferencia de aspecto viene determinada por una diferencia de rigidez o de tixotropía.

Cuando la viscosidad sea excesiva será necesario el em pleo de acondicionadores. Los acondicionadores pueden ser líquidos o en forma de pastas.

Temperatura ambiente. La temperatura ambiente es una de las principales condiciones del taller que puede influir en la viscosidad de la tinta.

Es aconsejable almacenar las tintas a una temperatura constante que sea aproxima a la del taller donde se efectuará el trabajo.

En caso de que el almacén de tintas esté a una temperatura inferior a la de la sala de máquinas, es conveniente calentar las tintas colocándolas junto a los motores de las máquinas.

Distribución de tinta. Al empezar la jornada se debe modificar la viscosidad de la tinta, hay que tener presente que la viscosidad inicial disminuirá después con el calor que desprendan los rodillos, esto influirá en la viscosidad y por tanto en la formación de punto en la impresión.

Fuente: Apuntes de Tecnología de los Sistemas de Impresión de la U de Londres.

Publicado en Tecnología de los Sistemas de Impresión

Suscríbete:

who's online