Trapping o traslape

El trapping consiste en realizar una sobreimpresión entre la unión de colores. Su aplicación será dependiendo del elemento en relación con el fondo, por ejemplo: si se compone sólo de un contorno -sin relleno-, se creará un ancho extra en ambos lados del mismo, lo que permitirá el traslape y sólo la línea calará el fondo cuando sólo tiene relleno se creará un marco extra alrededor del mismo, el cual permitirá el traslape un objeto de color con línea de contorno, el ancho extra que se traslapa, se crea alrededor del contorno.

En los tres casos mencionados se crea un ancho extra que en realidad es un marco independiente con porcentaje del color del objeto o línea que permite el trapping.

Programas como Illustrator y FreeHand cuentan con el filtro de “trap” que despliega una ventana de opciones donde podemos indicar cuál será el grosor de traslape, el porcentaje de color que utilizará para éste y la condición según la relación tonal de los elementos que a continuación explicaremos.

Debemos considerar cuándo aplicar o no el trapping y esto depende en gran parte, de la posición y relación tonal de los colores. Una mala decisión de cómo aplicarlo provocaría que los objetos se distorsionarán, aumentando o disminuyendo su tamaño.

El color claro debe traslapar al oscuro independientemente de su posición, es decir si esta al fondo como elemento en primer plano. Por ejemplo, si tenemos un objeto de color negro sobre un fondo claro debemos traslapar al objeto con el color del fondo.

Por otro lado si tenemos un elemento de color amarillo debemos traslapar en fondo con el color amarillo del objeto.

Fuente: Materia de Preprensa Digital de la Universidad de Londres

Publicado en Preprensa digital

Suscríbete:

who's online