Las bacterias que producen enfermedades

Las bacterias que producen enfermedades pueden venir de la vaca misma o del manejo de alimentos.

Enfermedades transmitidas por la leche de vacas y cabras:

Las vacas y las cabras cuando están enfermas muchas veces contaminan la leche a través de su ubre; cuando esas bacterias también nos enferman debemos tener mucho cuidado.

Lo peligroso de esas bacterias es que no siempre se da cuenta uno que la vaca enfermó y vienen graves consecuencias. Las enfermedades más comunes que transmiten estos animales son:

– Tuberculosis. Alteraciones intestinales, articulares, óseas y pulmonares. Crónico. Se previene con la Pasteurización.

– Brucelosis. Fiebres muy altas y ondulantes. Crónico. Se previene con la Pasteurización.

– Tifoidea. Fiebre y diarrea. Crónico. Se previene con la Pasteurización.

– Listeriosis. Afectaciones nerviosas, fetos deformes. Agudo. Se previene con la Pasteurización.

– Leptospirosis. Anemia, fiebres, alteraciones hepáticas. Agudo. Se previene con la Pasteurización.

– Intoxicaciones por leche mamitosa. Diarrea, fiebre, deshidratación. Agudo. Se previene con la eliminación de la leche.

Todas estas enfermedades son muy peligrosas y algunas casi incurables. Las enfermedades de curso crónico, pueden durar muchos años y al cabo de un tiempo si no se cura la persona, puede llegar a fallecer.

Las enfermedades de curso agudo, tiene poco tiempo para tratarse médicamente, de otra manera puede provocar la muerte. Es posible matar a esas bacterias con la pasteurización, la que trataremos más adelante.

En el caso de las bacterias de la mastitis, se mueren con la pasteurización, pero no las poderosas toxinas que se produjeron dentro de la ubre. Esta leche debe de eliminarse.

Manejo inadecuado de los alimentos:

Desde la fabricación hasta el consumo de los productos lácteos, este alimento puede contaminarse con facilidad. Más del 90% de las contaminaciones son de este tipo, como cuando:

Se ordeña con la ubre sucia, el piso lodoso, tras una nube de moscas y las manos y equipo sucio. Se emplea cuajo o ingredientes sucios y se trabaja con descuido la cuajada.

Se deja que las moscas se paren en el producto en proceso y haya corrientes de aire. Se prensa el queso con moldes sucios y mantas sucias.

Se colocan los productos en superficies sucias y se maneja sin protección. Esto convierte al producto en un producto riesgoso.

Las enfermedades más comunes por el mal manejo de este alimento son:

– Tifoidea.
– Intoxicaciones.

Estas enfermedades ya las nombramos en el inciso anterior y son de la misma gravedad. Tome usted en cuenta que las enfermedades que tienen elaboran los productos lácteos, las van a transmitir a quienes los consuman.

No maneje alimentos si se esta enfermo o se tienen menos de dos semanas de aliviarse, porque se enfermará a los demás.

Fuente: Apunte Taller de Industrialización de productos lácteos de la Unideg.

Publicado en Industria alimentaria

Suscríbete:

who's online