Estilos arquitectónicos

Un estilo arquitectónico establece un marco de referencia para crear el diseño. Como tal establece una serie de reglas y recomendaciones que se deben seguir para establecer la organización de los componentes del sistema.

El estilo arquitectónico no es una receta de cocina que deba seguirse al pie de la letra por la razón de que la variable Persona crea un alto nivel de volatilidad en la construcción del sistema, en consecuencia se recomienda que el estilo que se elija deba ser flexible y a la vez robusto.

Arquitectura centrada en los datos.- En esta arquitectura, como su nombre lo indica, las decisiones de diseño están orientadas a la centralización de los datos.

En este estilo, el software accede a un almacén centralizado de los datos para agregar, eliminar, modificar y/o recuperar alguno de los datos contenidos en él.

La ventaja de este modelo consiste en la independencia de los datos, es decir, el software debe estar construido de tal manera que si uno de sus componentes es sustituido no se verá afectado el almacén de datos.

Arquitectura centrada en los datos

Arquitectura centrada en los datos

Arquitectura de flujo de datos. Esta arquitectura se centra en la transformación de los datos de entrada para obtener los datos de salida.

Para lograr esto se utiliza los componentes del software como tuberías, estas tuberías están interconectadas entre sí trabajando en forma independiente.

Cada tubería solo está consciente de que debe recibir los datos de cierta manera y generar una salida para la siguiente tubería, esto significa que cada tubería desconoce la forma en que trabajan las demás, sólo conoce que debe recibir la otra tubería si es que están interconectadas.

Arquitectura de flujo de datos

Arquitectura de flujo de datos

Arquitectura estratificada. En esta arquitectura se crea una cantidad definida de capas, cada capa tiene una responsabilidad claramente definida.

Las capas externas se orientan al uso del sistema y las capas internas se orientan a la manipulación de la computadora.

Dependiendo de cómo se aplique el estilo puede tener dos a más capas, de manera tradicional se utilizan tres capas:

– La primera tiene como responsabilidad la presentación de los datos al usuario,
– La segunda tiene como responsabilidad ejecutar la lógica de negocio, y
– La tercera tiene como responsabilidad la manipulación de los datos.

Arquitectura estratificada

Es necesario recalcar que estos estilos en la realidad son meramente teóricos y que más bien son utilizados en forma combinada, dada las condiciones cambiantes en las que se desenvuelve el desarrollo de sistemas.

Incluso, el diseñador se puede encontrar en la situación de que ninguno de ellos le ayude a resolver problema y tenga que elaborar un estilo propio.

Fuente: Apuntes de Informática IV de la FCA de la UNAM

Publicado en Análisis y diseño de sistemas estructurados

Suscríbete:

who's online