Tipos de envases

La clasificación de los envases se puede llevar a cabo de acuerdo a diversas categorizaciones como pueden ser:

De acuerdo al material de que están hechos, cajas plegadizas de cartulina o cartón, blisters, etc. Botellas, tarros o frascos de plástico, vidrio, cristal, aluminio, etc.

De acuerdo a su forma: conos, cilindros, cubos, paralelepípedos, prismas de diversos números de caras y con distintas formas de base, etc.

De acuerdo a la relación/contacto con el producto, los envases se clasifican de la siguiente manera:

a) Envase primario. Es el recipiente que mantiene contacto directo con el producto.

b) Envase secundario. Es aquel que contiene uno o varios envases primarios y puede tener como función principal el agrupar los productos.

c) Envase terciario. En algunos casos los envases secundarios requieren de un recipiente que contenga dos o más. A este contenedor se le conoce como envase terciario, y normalmente resulta en un embalaje.

Por su consistencia los envases se clasifican en:

Envases rígidos. Envases con forma definida no modificable y cuya rigidez permite colocar producto estibado sobre el mismo, sin sufrir daños, ejemplo: envases de vidrio, latas metálicas.

Envases semirígidos. Envases cuya resistencia a la compresión es menor a la de los envases rígidos, sin embargo cuando no son sometidos a esfuerzos de compresión su aspecto puede ser similar a la de los envases rígidos, ejemplo: envases plásticos.

Envases flexibles. Fabricados de películas plásticas, papel, hojas de aluminio, laminaciones, etc. Y cuya forma resulta deformada prácticamente con su solo manipuleo.

Este tipo de envases no resiste producto estibado.

Aspecto que define si el producto puede o no aportar resistencia a la carga de producto en una estiba (resistencia a la compresión), y que por tanto determina el diseño del embalaje. Para clasificar los envases es importante conocer la clasificación de los productos.

Clasificación mercado lógica de los productos:

Productos gancho. Su función es atraer clientela a puntos estratégicos dentro del espacio de venta, ya sea para venta de productos de primera necesidad o de renovación frecuente, provocando compras espontáneas. Ej.: Leche, huevo, pan y productos de consumo básico.

Productos de conveniencia. Envases de máxima comodidad y rapidez de uso, utilizando los avances tecnológicos. Se emplean para contener, proteger y comercializar productos listos para ser consumidos o que requieran de una preparación muy sencilla, como ser rehidratados o recalentados frecuentemente dentro del mismo envase. Ej.: sopas instantáneas, verduras precocidas, platos desechables.

Productos complementarios. Utilizados en asociación más o menos estrecha a un producto base. Ej.: corbata y camisa, grabadora y cassettes, vino y copas, carpeta y hojas.

Subproductos. Derivados de un mismo material básico. Ej.: Leche: queso, yoghurt, crema, cajeta, chiclosos de cajeta, paletas de cajeta, postres de cajeta, galletas de cajeta, gelatina de cajeta.

Producto innovador. Novedoso, que introduce ramas inéditas, nuevas categorías de producto para resolver demandas. Influyen en la moda Producto desechable o de uso único. Productos de uso efímero que solo tendrán un momento de vida útil antes de ser desechados. Ej.: envolturas de frituras, latas de refresco, sobres o “sachettes” de shampoo.

Producto libre o sin marca. Producto de envoltura anónima comercializado por grandes distribuidores bajo el principio de misma calidad a menor precio. Ej.: todos los productos comercializados como de “marca libre” o “marca propia” por Gigante, Aurrerá, Comercial Mexicana, etc.

Producto loco motora o producto líder. Aportador principal de ganancias dentro de una línea, desempeña el papel de arrastrador o tractor para otros varios productos de la línea. Ej.: Gansito, Sabritas, Pan Blanco Bimbo.

Producto de apoyo. Sustenta a los productos líderes, siendo de la misma marca pero no el mismo tipo o derivado del producto. Ej.: Chocorroles, Mantecadas, Doritos, Sabritones.

Producto seguidor. Productos de arrastre del producto líder que tienen la finalidad de generar mercado.

Producto vaca lechera. Expresión para los productos que dentro de una empresa son de gran promoción, ya que se encuentran al límite del crecimiento alcanzado en una taza máxima de penetración. Ej.: Pan Blanco Bimbo, Coca-Cola.

Producto estrella. Caracterizado por un constante crecimiento rápido de ganancias, el cual obtiene un gran mercado en tiempos muy cortos posteriores a su lanzamiento. Ej.: Palmolive Optims, Pepsi Max, Shampoo L’Oreal Kids.

De acuerdo al ámbito en el que serán consumidos los productos, podemos diferenciar tres tipos:

Ámbito doméstico. Envase o embalaje que contiene mercancía para el consumidor final en casa (consumido por la familia).

Ámbito industrial. Envase o embalaje dirigido a la contención de cantidades industriales o de gran consumo, propio para el manejo y almacenamiento del fabricante o distribuidor. Es lo que en inglés se denomina business to business products.

Ámbito de servicios. Envase o embalaje dirigido a la contención del producto para uso como materia primaen sitios de servicio (medianas cantidades), con la finalidad de generar un producto final al consumidor (restaurantes, lavanderías, etc.)

Fuente: Materia de Diseño de Envases y Embalajes de la Universidad de Londres

Publicado en Diseño de envases y embalajes

Suscríbete:

who's online